Connect with us
Lunes 26 de Julio de 2021
Dolar: $764,00
Valor UF: $29.752,84
Euro: $900,80

Diálogo Sur | Noticias & Opinión

Manifestaciones, pueblos originarios y juramento: Tres dudas para la instalación de la Convención el domingo

Noticias

Manifestaciones, pueblos originarios y juramento: Tres dudas para la instalación de la Convención el domingo

Manifestaciones, pueblos originarios y juramento: Tres dudas para la instalación de la Convención el domingo

Valparaíso. 2 julio 2021. Este domingo 4 de julio, cuando se cumplan 210 años desde la instalación del primer Congreso Nacional chileno, se dará inicio formal al funcionamiento de la Convención Constitucional que fue elegida el pasado 15 y 16 de mayo en las urnas de todo el país.

“Esta Convención Constitucional sin duda va a ser un hito histórico, porque por primera vez en nuestra historia estaremos escribiendo democráticamente y con amplia participación ciudadana una nueva Constitución para Chile”, dijo el domingo 20 de junio el Presidente Sebastián Piñera, al momento de convocar la primera sesión del órgano constitucional para esa fecha simbólica.

A tres días de su instalación, todavía hay dudas sobre cómo será la ceremonia de puntapié inicial de la Convención. Ellas se despejarán este mismo domingo en el ex Congreso, cuando el reloj ya marque las 10:00 de la mañana.

Manifestaciones Una “gran marcha desde Plaza Dignidad al ex Congreso” es lo que convocó para el día de la instalación la Lista del Pueblo, una movilización que sería precedida por “un acto de homenaje por todos los que murieron y sufrieron mutilaciones”.

Así lo describieron en un comunicado. No es la única convocatoria para ese día: el PC hará una ceremonia en la misma plaza y el PS un homenaje al ex presidente Salvador Allende en su monumento frente a La Moneda.

Los pueblos originarios tienen sus propias ceremonias: Isabella Mamani, convencional del pueblo Aymara, realizará en un lugar por definir un Phawa, una forma de pedir a la tierra, al sol, a los cerros y los ancestros que el trabajo de la convención sea “fructífero y en armonía de todos los pueblos”.

Los llamados no han pasado desapercibidos para el Gobierno. “Lo que va a ocurrir este fin de semana lo estamos monitoreando, pero el Gobierno tiene la responsabilidad de asegurar los perímetros para salvaguardar cualquier acción que atente contra la libre deliberación de los convencionales durante todos estos meses”, dijo el ministro del Interior, Rodrigo Delgado, a El Mercurio.

Por su parte, el subsecretario de la Segpres, Máximo Pavez, dijo en radio Concierto que se permitirá “lo que se pueda” de acuerdo al estado de excepción constitucional.

“Nosotros hemos asegurado una mínima seguridad policial. Si empieza a haber manifestaciones violentas, el Gobierno tiene que actuar para establecer el orden público. El llamado es a que esto transcurra en paz”, afirmó.

La expectación surge porque la “Vocería de Los Pueblos” solicitó al Ejecutivo no disponer efectivos de fuerzas especiales ni anillo de seguridad en torno al ex Congreso.

También advirtieron que, de haber enfrentamientos entre la policía y los manifestantes, varios constituyentes elegidos abandonarán la sesión hasta que la situación cese.

Pueblos originarios Fue el domingo 27 de junio cuando todos los convencionales electos por los pueblos originarios pidieron la renuncia del secretario ejecutivo de la Convención, Francisco Encina, por considerar que muestra “una falta de capacidad de diálogo intercultural, preparación técnica y desconocimiento en materia de interculturalidad y respeto a los derechos de primeras naciones”.

El enfrentamiento se desprende de las peticiones que fueron hechas por los representantes de escaños reservados y que les fueron denegadas. La primera de ellas fue la solicitud de la machi Francisca Linconao de asistir a la Convención “acompañada por su zugu machife y por su yancan, quienes no son asesores sino personas que deben acompañar a la machi en su calidad de autoridad ancestral”

Otra de ellas fue, precisamente, la petición de Isabella Mamani de realizar un Phawa junto a su contraparte masculina.

Según la cosmovisión aymara, que se funda en la dualidad de “chacha warmi” (pareja), la asistencia de ambos es requisito.

Mamani buscaba realizar esta rogativa en los terrenos del ex Congreso Nacional.

“Hemos requerido constantemente que la secretaría técnica ponga a nuestra disposición intérpretes de nuestros idiomas durante toda la ceremonia de investidura y en general durante la convención constitucional, derecho garantizado en la Declaración de Naciones Unidas de Derechos de los Pueblos Indígenas”, dijeron en el comunicado.

“Fuera de todo plazo razonable, se comunicó la negativa a todas nuestras peticiones”, añadieron.

“Esto pone en riesgo la asistencia y participación de las primeras naciones en la ceremonia de instalación”.

Ante esto, el Gobierno respaldó el rol del secretario ejecutivo de la Convención.

“Ha hecho un trabajo, a mi juicio, ejemplar. Si existen diferencias políticas, lo entendemos.

Creemos que no se justifica la renuncia de nadie que esté trabajando en la Convención y que, por el contrario, esperamos la debida comprensión para entender la situación en la que estamos”, dijo el subsecretario Pavez.

Según explicó Pedro Muñoz, quien participó de la reunión de convencionales autoconvocados este martes en representación de algunos constituyentes de escaños reservados, la participación de los pueblos originarios se resolvió gracias a la intervención del PNUD, que costeó el traslado de varios representantes y sus asesores.

Será en la sede del PNUD donde este fin de semana se reunión por primera vez cara a cara los constituyentes de escaños reservados, donde se definiría si participarán o no de la ceremonia de instalación.

Juramento En las conversaciones preliminares que se han instalado entre los convencionales, la importancia de la forma ha sido uno de los tópicos centrales al hablar del domingo: ¿Cuál será el guión de la aceptación del cargo? ¿Qué palabras exactas tendrán que pronunciar? El grupo de convencionales autoconvocados ha estado elaborando una propuesta para entregar a la Segpres que incluye la opción de que se les permita aceptar el cargo “en nombre de los pueblos de Chile”.

El léxico es importante dentro de un grupo de personas que, expresaron, no quieren “jurar en nombre de Dios”.

También ha surgido la idea de que se incorpore la opción de pronunciar una “proclama” luego de la aceptación, algo que tendría que reducirse a una frase de 10 segundos debido al número de constituyentes que deben participar de la ceremonia.

Por ahora se trata solo de propuestas, debido a que se desconoce si se podrán poner en práctica. Además, han pedido realizar al menos un minuto de silencio por varios motivos diferentes —”las víctimas del Estado de Chile” durante la dictadura y producto del estallido social, los 500 años de “colonialismo” y “genocidio” contra los pueblos originarios y los muertos a causa del covid-19—, entre otros gestos que consideran importante que se generen en la instancia.

En el mismo sentido, se ha pedido la incorporación de las banderas de cada pueblo originario para que acompañen, en un mismo nivel jerárquico, a la de Chile.

Incluso, los convencionales Jorge Abarca, Carolina Videla y Luis Jiménez recibieron la bandera del pueblo tribal afrodescendiente este miércoles, con la promesa de llevarla hasta la Convención “para que el Chile plurinacional reconozca también esta lucha y no les excluya como en los escaños reservados”.

Jorge Baradit propuso, incluso, que luego de la ceremonia se plante en los patios del ex Congreso Nacional un “árbol constituyente” que crezca en paralelo a la discusión constitucional y luego quede en el edificio. Cuántos de estos simbolismos efectivamente tendrán lugar en la ceremonia es un dato que se conocerá el mismo domingo.

Fuente: Emol.com –

 

Continue Reading
Advertisement

 

 

Facebook

Lo + Visto

To Top