Connect with us
Martes 22 de Junio de 2021
Dolar: $748,80
Valor UF: $29.680,18
Euro: $888,29

Diálogo Sur | Noticias & Opinión

Lecciones desde el sur: Las claves de cómo Magallanes superó su compleja segunda ola de contagios

Noticias

Lecciones desde el sur: Las claves de cómo Magallanes superó su compleja segunda ola de contagios

Lecciones desde el sur: Las claves de cómo Magallanes superó su compleja segunda ola de contagios

Santiago. 26 marzo 2021. Con una población de 178 mil habitantes y un total acumulado de 22.889 casos de covid-19, en la Región de Magallanes se ha enfermado una de cada siete personas.

Los contagios alcanzaron un primer peak en abril y una segunda explosión de casos en agosto escapó de todo lo que se podía anticipar para la zona: si el máximo de casos activos de la primera ola había sido de 200, en la segunda se sumaban 300 nuevos diagnósticos cada día, con la circulación de mutaciones del virus propias de la zona.

Hoy, el panorama en la región es alentador. “Magallanes, por las cifras de ayer, ha tenido una disminución del 26% en siete días”, informó el ministro de Salud, Enrique Paris, este domingo, al tiempo en que admitía que “la Región Metropolitana está comenzando su segunda ola”.

En la región austral, era clara la noción de que “no estábamos viviendo la pandemia al mismo tiempo que Santiago”, como dijo a La Prensa Austral la subdirectora médica del Hospital Clínico, María Isabel Iduya, quien también se contagió en el curso de los meses recientes. Incluso el alcalde de Punta Arenas, Claudio Radonich, lo advertía en agosto.

“Estamos más adelantados que ustedes”, dijo a radio Cooperativa. “Ustedes tuvieron ahora el peak, nuestra ciudad lo tuvo en marzo.

Lo que está pasando ahora es lo que está pasando en Barcelona, en Melbourne, ciudades que tuvieron cuarentena y luego la terminan y comienzan las actividades a estar funcionando”, relató.

“Esta etapa la van a vivir ustedes en dos meses más, acuérdense”, advirtió. La situación empeoró hasta que a comienzos de octubre la Región de Magallanes tenía una incidencia de 909.9 casos activos por cada cien mil habitantes, muy lejos de los 53.7 contagiantes que registraba la RM.

En junio, cuando la capital había alcanzado sus primeros peaks de contagio, la incidencia de activos era de 235.7 por cada cien mil personas y en la región austral era de apenas 9.

Hoy los números los números de la RM van al alza y los de Magallanes parecen estar bajando de su gran curva de contagios: la primera tiene una incidencia de 200.7 casos activos por cada cien mil habitantes y la capital llega a 153.1.

¿Cómo superó la región más austral de Chile su peor momento? Capacidad UCI y traslados aéreos “Enfrentamos una pandemia que nadie conocía, debiendo complejizar camas con recurso humano capacitado limitado, con una cantidad de casos impensable en el resto del país, con buenos resultados.

También tuvimos el desafío de mostrar al Minsal la difícil realidad local respecto a la magnitud de casos que tuvimos”, rememora la doctora Iduya.

El principal desafío a enfrentar para los equipos sanitarios fue el de fortalecer la red asistencial.

Así lo describió al mismo medio el coordinador regional de la Federación Nacional de Profesionales de la Salud (Fenpruss), Damián Hurtado.

La región partió con un total de seis camas críticas, las que crecieron hasta 30 en el momento de mayor necesidad y hoy llegan a 21.

El Maule fue la primera, RM la con más casos y Magallanes lidera en incidencia: El efecto regional de la pandemia un año después A pesar del incremento, la región se valió en gran medida de la aeroevacuación para responder a la necesidad de los pacientes.

De los 1.069 traslados aéreos que se han generado durante toda la pandemia, 166 salieron desde Magallanes.

El indicador de carga del monitor iCOVID alcanzó su peor punto para la región el 21 de septiembre, con 157 nuevos casos por cada cien mil habitantes.

En enero, los contagios seguían en un punto crítico a pesar de que la cifra se redujo a cerca de la mitad: 79.7 nuevos casos con respecto a la misma población.

Esto agudizó el estrés del personal sanitario. “Nuevamente fue complejo de manejar, ya que la capacidad instalada de camas críticas sufría estragos por la falta de personal capacitado activo.

El agotamiento causó problemas serios en el equipo de trabajo y no fue fácil mantener un ritmo de repetición de turnos por tanto tiempo”, dijo a La Prensa Austral el vicepresidente del Colegio Médico de Punta Arenas, Paulo Carrasco.

A esto se sumó la descompensación de pacientes con patologías crónicas y el retorno de cirugías complejas y traumas, que vienen de la mano con la movilidad. Refuerzo del TTA y llegada de la vacuna Aunque el indicador de carga sigue en color rojo, el pasado 13 de marzo se encontraba en 21.7 nuevos casos por cada cien mil personas, dibujando una curva que parece avanzar en franco descenso.

En ese tiempo, algunos aspectos del manejo de la pandemia se han fortalecido en la región. Es el caso del testeo, la trazabilidad y aislamientos: si a fines de septiembre Magallanes realizaba 507 exámenes de PCR con un 25% de positividad, el sábado pasado la región reportó 850 tests con un 5% de resultados confirmatorios.

También mejoraron parámetros como la búsqueda activa de casos —41% de los casos nuevos en septiembre y 77% este jueves— y los casos investigados antes de las primeras 48 horas desde el diagnóstico, que pasó de un 73% a un 95% en el mismo periodo.

Lo mismo con la identificación de contactos estrechos por cada caso, un indicador que todavía puede mejorar mucho pero que aumentó de 1.4 a 2.5 entre septiembre y marzo.

La mejora en los casos coincidió temporalmente con el inicio de la vacunación, que alcanza en la región la cobertura más alta del país: un 49.5% de la población objetivo, por encima del promedio nacional de 38.5%.

“Nos ha permitido salir de la segunda ola y ser optimistas, ya que lentamente lograremos la inmunidad de rebaño. Hoy somos ejemplo en vacunación.

El trabajo de la atención primaria y sus equipos hacen que seamos la región con la mayor tasa de vacunación, lo que sumado a una tasa de positividad en descenso hacen pensar que podemos capear una tercera ola”, añade Carrasco.

Fuente: Emol.com –

Continue Reading
Advertisement

 

 

Facebook

Lo + Visto

To Top