Connect with us
Miércoles 30 de Septiembre de 2020
Dolar: $786,74
Valor UF: $28.707,85
Euro: $914,40

Comisión Desafíos del Futuro releva la vacunación como política pública

Comisión Desafíos del Futuro releva la vacunación como política pública

Valparaíso. 15 abril 2019. Las campañas informativas son la única manera de terminar con los grupos antivacunas. A esa conclusión llegaron los integrantes de la Comisión de Desafíos del Futuro, Ciencia, Tecnología e Innovación en su última sesión, esto luego de escuchar a la subsecretaria de Salud Pública, Paula Daza; y al director del Instituto Milenio de Inmunología e Inmunoterapia, Alexis Kalergis.
 
Los legisladores revisaron el estado de la inmunología en nuestro país y los efectos que han generado a nivel local, las asociaciones y agrupaciones antivacunas nacidas en Estados Unidos y Europa a fines de los años 90.
 
Las cifras son elocuentes. Chile es uno de los países con mayor tasa de cobertura inmunológica. Desde 1978 nuestro país cuenta con un programa ampliado de vacunación para recién nacidos y niños, como para grupos vulnerables (embarazadas, pacientes con enfermedades crónicas y la tercera edad). El problema es que la cobertura ha descendido notoriamente, pasando de un 98,3% en 2014 a un 85,5% en 2015 en el caso de la tuberculosis, siendo las regiones de Los Ríos y Atacama con los promedios más bajos del país.
 
Cabe recordar que el programa de inoculación funciona a través de los vacunatorios públicos y privados que están en contacto con las Seremis de Salud de cada región. Anualmente, el Minsal considera inmunizar a una población de 1.650.000 personas, aunque la campaña de influenza es un caso especial, con casi 4.500.000.
 
Hoy esta temática cobra mayor relevancia en el marco de la campaña de vacunación contra la influenza 2019, y la epidemia de sarampión que se vive en Estados Unidos.
 
Los senadores Guido Girardi, Juan Antonio Coloma y Francisco Chahuán coincidieron en que las personas deben percibir los beneficios que implica estar vacunados para no olvidar su importancia. Asimismo, reconocieron que las campañas educativas son la principal herramienta para generar conciencia, y a su vez, mencionaron la importancia de apoyar la investigación científica más allá de la entrega de recursos económicos.
 
Durante la sesión, la subsecretaria Daza resumió el tema de las vacunas en una frase: “ellas son víctimas de su propio éxito”. Esto quiere decir que dada la efectividad que ha tenido la vacunación para combatir una serie de enfermedades eliminándolas o bajando su incidencia, la población olvidó lo peligroso y contagioso que son estos males, y bajó la guardia, al punto de negarse a recibir cualquier forma de inoculación.
 
La juventud de hoy nunca ha visto a una paciente con sarampión o meningitis meningocócica. Chile ya las erradicó, por eso la gente les perdió el miedo a sufrirlas. Todo cambió cuando ciertos grupos introdujeron la idea de que vacunarse generaba colateralmente, otras enfermedades como el autismo. Sin embargo las personas son más conscientes de los que pasa en el mundo y se alertan cuando saben  de epidemias de sarampión, influenza o fiebre amarilla en diversos países. Eso los llama a vacunarse”, explicó la especialista.
 
La doctora Daza informó que “como Minsal vamos a estudiar el tema, con el fin de identificar quiénes son las personas que están detrás de este movimiento anti-vacunas. Lo que sabemos es que son pocas, pero con una alta capacidad de viralizar su postura a través de las redes sociales. Se trata de unas 150 personas, las que se han negado a recibir unas mil 500 vacunas –algunas para combatir una enfermedad o un grupo de éstas-”.
 
La profesional comentó que considerando que la vacunación en menores es obligatoria, cuando una mamá impide este procedimiento, se le entrega una conserjería y ella debe dejar por escrito esa voluntad en un certificado. El servicio de salud respectivo puede decidir llevar el caso a la justicia argumentando que esa mujer está vulnerando los derechos de su hijo.
 
“Ha habido pocos casos de recursos de amparo. Lo que nos ha pasado es que una vez que los padres se enteran que este rechazo se ha judicializado, ceden y permiten la vacunación”, relató la subsecretaria lamentando que ese cambio de opinión pase meramente por la incomodidad que genera estar en medio de un juicio.
 
Cabe recordar que uno de los primeros casos conocidos ocurrió en 2012, cuando Desiree Becerra se negó a vacunar a su hija y el Servicio de Salud de Talcahuano interpuso un recurso de protección a favor de la niña de entonces cinco meses, alegando que no vacunarla atentaba contra su salud. Finalmente, la Corte Suprema confirmó que la menor debe ser vacunada, con el auxilio de la fuerza pública en caso de oposición.
 
ANTIVACUNAS
 
Los especialistas señalan que el respaldo de los movimientos antivacunas se sustenta, en gran medida, en mitos que han comenzado a circular en torno a la vacunación. Ante eso, la Organización Mundial de la Salud (OMS) declara que el estudio de 1998 que planteó la posible relación entre la vacuna triple vírica (sarampión, paperas y rubéola) y el autismo, demostró ser fraudulento y tener graves sesgos. La revista que publicó esa investigación luego lo bajó, y al médico responsable se le quitó su título.
 
 
Se trata del médico británico Andrew Wakefield que publicó una investigación donde, tras examinar a 12 niños autistas, determinó un vínculo entre la
enfermedad y la vacuna que protege a los humanos contra el sarampión, rubeola y paperas. Según el facultativo,  el timerosal –el conservante más utilizado en las vacunas multidosis- provocaba este efecto nefasto. A pesar de los cuestionamientos de la comunidad científica por lo pequeño de la muestra, el estudio causó gran polémica en el país, y los casos de vacunación descendieron de un 92% a un 85%, dando como resultado un nuevo brote de sarampión.
 
En Chile existe el movimiento “Libertad de vacunación para un Chile Democrático”, que con 11.511 miembros en su cuenta de Facebook, dice “desaprobar la imposición de una cosmovisión de la medicina tradicional, así como también de acciones medicas obligatorias sin consentimiento de padres y pacientes”, argumentando su postura en base a “la libertad de elegir cómo queremos cuidar nuestra salud y la de nuestros hijos, cómo queremos formarlos, y la calidad de vida que procuramos para ello”.
 
ACERCANDO LAS VACUNAS A LA GENTE
 
Para el doctor Alexis Kalergis, la clave está en concientizar a la población sobre los riesgos de la no vacunación. Comentó que el Instituto Milenio, particularmente el área de inmunología generó el proyecto “Museo de la inmunología y la vacunación”, proyecto que permite a cualquier persona acercarse al tema de la inocuidad desde el arte.
 
La idea es acercar la investigación de las ciencias básicas a la comunidad. Muchas veces los proyectos que desarrollamos, por ejemplo en mi caso el trabajar en una vacuna contra el virus sincicial respiratorio, se ven lejanos, pero en realidad es algo muy concreto que permite mejorar la calidad de vida de las personas”, explicó.
 
“Queremos que haya impacto social real. La gente invierte en ciencia y tecnología, sin saberlo, cuando paga sus impuestos. Pues bien, nosotros generamos herramientas para hacerles la vida más fácil. Es un círculo virtuoso. Es un concepto que aborda el libro Pasteur´s Quadrant de Donald Stoke, publicado en 1997”, recomendó.
 
En particular, el proyecto “Museo de la inmunología y la vacunación”, se trata de una muestra titulada Eternalismo: el pasado, presente y futuro de las enfermedades infecciosas y las vacunas. “Acá se conjuga la ciencia y el arte. Fueron estudiantes universitarios los que plasmaron en distintos materiales esta frase, dando lugar a 40 obras. 
 
 

 

Continue Reading
Advertisement

 

 

Facebook

Lo + Visto

To Top